jueves, noviembre 01, 2007

Te quedas

Te quedas en la médula
en el orgánico crepular fantasmagórico de cada palabra
en el viento enmudecido








El fragor es verbo.
El sinónimo es una falacia al no considerar un justo radio de convergencia para el campo semántico.

No soy neosimbolista,
sino
simbologista. El espacio doble de la interpretación exige rigurosidad pragmática pero invisible.


[Habría que enumerar]

3 comentarios:

Melu dijo...

^-^

y me lo dices mientras me rio...

Federico San Juan dijo...

Me hiciste recordar a Saussure y Hjemslev; no sé qué tan bueno sea eso.

Salú,
FSJ.

Anónimo dijo...

Hay rigurosidades pragmáticas en las cosas más sencillas; quizás recordar a Saussure es recordar que podemos llamarlas por el nombre que la domesticación intelectual ha concebido